100 PESOS OFIERTOS CON EL CÓDIGO PROMOCIONAL 100PESOS

Supermercado: beneficios, gastos y rentabilidad

supermercado ingresos

¿Cuál es el ingreso medio de un supermercado?
¿A cuánto asciende el beneficio de mi supermercado?
¿Cuáles son los gastos recurrentes de un supermercado?
¿Cuáles son los márgenes de un supermercado?
¿Cómo puedo aumentar los beneficios de mi supermercado?
¿Cómo puedo fijar mis precios de venta para alcanzar fácilmente mi punto de equilibrio?
¿Cómo se calcula la rentabilidad de un supermercado?

En este artículo le brindamos algunas respuestas.

Todas las cifras y estimaciones de este artículo se basan en el estudio de varias fuentes, así como en nuestra experiencia en la redacción de planes de negocio para supermercados. Tenga en cuenta que cada proyecto es diferente y que las cifras siguientes pueden no corresponder a su realidad. Los datos mencionados son, por supuesto, puramente indicativos.

¿Cuánta facturación puedo generar?

Por regla general, el volumen de negocio de un supermercado está entre $ 3 000 000 y $ 8 500 000 MXN.

Esto variará en función de una serie de parámetros, los más importantes de los cuales son la ubicación y la capacidad de sus instalaciones. La ubicación es fundamental para el desarrollo exitoso de un supermercado.

Para aumentar la facturación de su punto de venta, adopte estrategias ganadoras. Confíe en un equipo motivado, acogedor y sonriente que sabe cómo atender a sus clientes. Opte por una ubicación en una zona concurrida, de ser posible en un barrio acomodado donde la presencia de marcas competidoras no sea demasiado pronunciada. Concéntrese en la proximidad: a los clientes les gusta tener las tiendas cerca de su domicilio y estar en contacto con los comerciantes.

Para calcular el volumen de negocio previsto de un supermercado, primero hay que estimar el número de clientes que ingresarán a su establecimiento cada día y multiplicar esta cifra por el importe medio que gastarán en sus compras.

Para estimar los ingresos potenciales de su supermercado, puede utilizar nuestro plan financiero creado especialmente para supermercados.

¿Cuál es el procedimiento para fijar los precios de venta?

Digamos que queremos un margen de beneficio medio del 120% en nuestros productos vendidos.

Si compramos un producto para su reventa por $10 MXN, entonces eso significa que necesitamos generar 120% x 10 = $12 MXN en su venta.

Entonces, ¿Cuál es el precio de venta? Respuesta: 10 + 12 = $22 MXN. Podemos deducir entonces que el multiplicador es 22 / 10 = 2,2.

Por supuesto, este coeficiente variará en función de varios parámetros, como el tipo de producto que se venda (por ejemplo, por unidades o por lotes), los precios cobrados por sus competidores cercanos o los precios de compra que haya conseguido negociar con sus proveedores y mayoristas.

¿Cómo lograr generar un crecimiento de la facturación?

Para aumentar la facturación de su marca es necesario desarrollar algunas iniciativas:
- Analizar correctamente la oferta y la demanda. Este es el primer paso que debe realizarse al preparar el estudio de mercado para su tienda de alimentación. Tómese el tiempo de observar lo que se hace en su zona de influencia: haga una lista de las tiendas de comestibles de la competencia e intente comprender la naturaleza de sus ofertas. A continuación, analice la demanda: ¿quiénes serán sus clientes y cuál será su edad promedio? Enumere y calcule el coste de los segmentos de mercado que ha identificado. ¿Existe una oferta satisfactoria para cada uno de estos segmentos? Si no es así, hay una oportunidad de mercado que puede explotar.

- Desarrolle una verdadera marca para su supermercado. Dedicar menos de un día a pensar en el logotipo, el nombre y el aspecto visual de su tienda es un error. Para aumentar las ventas, debe tratar su supermercado como un verdadero negocio. Así que hay que establecer una verdadera marca (con un aspecto y una sensación coherentes, que se reflejen en el mobiliario, en su sitio web y en la ropa del personal, por ejemplo).

- Ofrecer la entrega a domicilio, que es sin dudas un canal de distribución eficaz. La imposibilidad de utilizar un vehículo, la falta de tiempo, la movilidad limitada o la comodidad personal pueden ser problemas para sus clientes. Por estas razones, ofrecer la entrega gratuita frente a la compra mismo de cantidades mínimas, puede ser una decisión muy rentable a largo plazo.

- Ofrezca descuentos a partir de una determinada cantidad de gasto. Se trata de una técnica clásica, pero que puede aumentar fácilmente el importe gastado por transacción.

- Cree y desarrolle asociaciones locales. En su zona, es probable que haya negocios que vendan productos (o servicios) diferentes pero que atiendan al mismo tipo de cliente. El desarrollo de asociaciones con estos establecimientos es una estrategia en la que todos ganan. Organice eventos conjuntos, ofrezca la venta de los productos de sus socios en su tienda y pídales que aumenten su visibilidad.

- La ubicación de los productos en su tienda también es estratégica: los artículos que quiera que destaquen deben colocarse a la altura de los ojos. Sin embargo, los artículos que podrían ser una alternativa a la compra deberían ser menos fáciles de identificar. En segundo lugar, los productos esenciales (huevos, leche, agua, fruta y verdura) deben colocarse siempre lejos de la entrada de el supermercado, de modo que el comprador se vea obligado a recorrer toda la extensión de el supermercado, que debe ser lo suficientemente grande como para que el cliente tenga la tentación de llenar su cesta o bolsa.

¿Cuáles son los gastos de un supermercado?

Los gastos más importantes de un supermercado son:
- gastos de personal (sueldos y cargas sociales)
- varios impuestos y tasas
- los gastos administrativos y de funcionamiento, como el agua, la electricidad, el correo, los gastos bancarios y las telecomunicaciones
- inversiones en marketing y comunicación (señalización, etiquetas de precios, carteles que indiquen las promociones actuales)
- reembolsos de préstamos
- gestión de residuos
- elementos descatables como contenedores (bolsas de papel o plástico)
- los costes relacionados con el coche de la empresa, especialmente si realiza las entregas
- y, por supuesto, la compra regular de productos para la reventa a sus proveedores

¿Cómo estimar la rentabilidad de su supermercado?

Su tienda obtiene beneficios si la facturación total es superior a los gastos recurrentes.

En términos generales, el margen neto de un supermercado se sitúa entre el 15% y el 25% de la facturación.

Para ser claros y concisos, simplificando algunos elementos financieros, esto significa que cuando su supermercado genera $5 000 000 MXN de facturación, entonces le quedará alrededor del 20% x 5 000 000 = $1 000 000 MXN una vez que haya pagado todos sus gastos.

Con el plan financiero adaptado a un supermercado, podrá calcular la facturación con precisión, probar diferentes escenarios, evaluar el impacto de los gastos en la rentabilidad y estimar los beneficios potenciales de su proyecto de supermercado en los próximos tres años.

Más artículos

Establecer el plan de negocios de un supermercado
Abrir un supermercado: equipamiento, aporte personal, utilidades